CASA DEL LIBRO TU LIBRERÍA ONLINE

martes, 23 de junio de 2015

Erudito epílogo



Hoy que me encuentro sola
no hallo encanto al pasear,
no puedo hablarme a mí misma
y solo anhelo caminar.

Ni montañas, ni senderos, ni bosques,
el ayer, la novedad; la contrariedad...
se abren camino sin precedentes
que evitan y enmascaran la realidad.

Erudito epílogo que me precede,
ausencia sin rumbo ni premura
que danza en el ayer, que extingue
el amor ahogado, del eterno enamorado.

©